La Gran Transformación




He is dead who called me
into being;
and when I shall be
no more
the very remembrance
of us both will speedily vanish.*

Frankenstein,
Mary Shelley.






¿Lo arruiné?
¿Lo rompí?
Tenés que contestarme claro y seguro.
I can’t take it anymore
La razón de decirlo así
es porque sale como apretando un botón
una máquina que habla
soy?
Did I break it?
Did I ruin it?
Did I kill you?
and in the process
Did I kill myself?
Did I break again?
Did I become my own mother?
El monstrum, la monstra
crecida y amarilla
contra vos.
En mi furia
te aplasté?
En mi pasión
te aplaqué?
Hasta “vos” no existía
hasta que el pronombre
se fue borrando, diluyendo
likuidando
¿Soy yo la nazi? ¿la que siempre odié?
¿Soy yo la que construye
Estos Enormes Sujetos?
¿Soy yo la que armo
una capa tallada
a mi imagen y semejanza?
¿Soy yo un Smith?
¿El virus que enferma y hace todo igual?
“Bueno”, pienso, “lo hace bueno”.
“Bueno” es una relación y ya perdí
el patrón
las relaciones son complicadas
y relativas
y yo pensé, soñé
en absoluto
y yo fui
adolescente
muchas veces
porque todo tiene
varias partes
-hasta yo-.
Las legiones avanzan
confusas
no puedo seguir
mirando
con un solo ojo.
Solía moverme
hasta acá
como una gran ola de mar
en remolinos
hacia arriba y hacia abajo
vertiginosamente
aplastante, exhorbitante
hay una fascinación
por lo fuerte y lo grande
que arrastra y puede
matar.
Qué quería
no sé
ahora
antes
todo
parecía
tan claro.
Construí hielos a mi alrededor
sobre vos
de nuevo
quiero romper
todo
de nuevo
quiero
nacer y ser
otra
el Gran Sueño
de la Reconstrucción
un irak
¡qué exceso!
en un solo cuerpo.

¿Por dónde andabas
mientras hacía hielos
con mis propias manos
y me coronaba
reina prom?


Pensé que seguías
ahí
cerca
pero era un reflejo
que pusiste
un stunt
para las pruebas peligrosas
para sobrevivir
y ser el leading man
tu esperado papel
¿Soy yo la malvada?
the wicked witch?
¿Soy yo tu asesina?
¿Es el amor
una forma
de destrucción?
¿Es lo “bueno”
“malo”?
¿Es lo feliz
lo triste apagado?
“No hay destino”, dijiste
entonces siempre hay que elegir
de verdad
“Tengo un vacío muy grande”, dijiste
inexorable
inllenable
inconmovible
incontenible
Yo ¿no te lleno?
yo yo yo yo
tantas veces te lo puedo decir
tanto repetir
escribir
tanto decir te amo te adoro
soy yo el sujeto
sujetado por mí
misma no sé
y ese “te” objeto
es tan general y pequeño
ya entiendo
no contiene
nada.
Me gustaría meterme
adentro tuyo
-el virus de nuevo-
buscar el vacío
llenarlo
con corazones vivos
potentes
enamorados.
Me gustaría siempre
hacerte
reír
pero no sé
tanto
parece que soy
egoístaegocéntrica
no puedo salir
de mí
encerrada
en mis hielos perpetuos
un castillo desolado
tan liso que refleja
y me persigue
mi imagen
ya estoy ciega
de resplandor propio
así perdí
tu visión
así quedé
muerta
haciendo tareas
imaginarias
para no verme
más.

Parece que así
me fui deformando
y vos intentaste
ser héroe
y te embarcaste con miedo
al Ártico
me seguiste
seguiste
congelándote
olvidando por qué
me seguías
pero era tu misión
y descubriste el castillo de luz
y buscabas adentro
de afuera
a mí.
Lo que viste
incrédulo
espantaba.
Pensaste que había muerto:
“eso”
me acabó.
Tenías que vengarme
tenías que matar
al monstruo
otra vez Teseo
pero la doncella, ella
era
Ello
las capas de tiempo y de hielo
hicieron su tarea
la Gran Transformación
al fin
la última
de tu mano
al fin
la última
no duele
pero es espejismo
de amor.
Te recibo
feliz
biendispuesta
abierta
soñando
otra situación.


*"El que me llamó a la vida está muerto;
y cuando yo no exista más,
el recuerdo mismo de nosotros dos
se desvanecerá rápidamente."



Diario de la Transformación
, km.



Comentarios

Entradas más populares de este blog

Te veo ir de un lado a otro

diario de internación 1: la salida

Hoy vi Grey´s Anatomy